La venta de armas a Taiwán incrementa de nuevo la tensión entre China y EEUU

Tsai Ing-wen, presidenta de Taiwán

Madrid. La venta de 108 tanques Abrams M1A2T y un equipo de unos 250 misiles Stinger a Taiwán han vuelto a recrudecer las diferencias entre EEUU y China sobre la isla taiwanesa, en una zona que si se logra la paz en la península coreana y Japón deja de “armarse” más de lo que lo está haciendo, Washington tendrá a Taipéi como su principal destino para la venta de material de defensa.

Tanto Corea del Sur como Japón, ambos países con importantes bases militares, son destinos con enormes compra de armamento estadounidense, pero Taiwán necesita tener su propia seguridad ante una hipotética invasión de la República Popular China (China), un hecho, de momento, impensable por miles de argumentos, y Estados Unidos es y sigue siendo el principal valedor de la seguridad de la actual República de China (Taiwán), de ahí el continuo suministro de todo tipo de material defensivo, también crucial para el auge de la industria armamentística de Washington.

Estados Unidos no quiere que China certifique su hegemonía en Asia y Taiwán forma parte de una estrategia de la política exterior de EEUU que también afronta su guerra comercial con Pekín en una pugna donde ambas partes tratan de llegar a acuerdos tras la cumbre del G20, celebrado recientemente en Osaka (Japón), pero además los litigios que mantiene el “gigante asiático” en el mar de la China Meridional no deja indiferente a la Casa Blanca.

La última venta de armas a Taipéi ha supuesto unos 2.200 millones de dólares, que sirve, según la presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, para mejorar “enormemente nuestras capacidades terrestres y aéreas, fortalecería la moral militar y mostraría al mundo el compromiso de Estados Unidos con la defensa de Taiwán”.

Desde 2010, Estados Unidos ha anunciado más de 15.000 millones de dólares en ventas de armas a Taiwán y, además, en un informe oficial, se resalta de las ventajas militares tradicionales de Taiwán sobre la China continental en caso de un conflicto a través del Estrecho de Taiwán que se estaba debilitando ante la modernización militar de Pekín.

Por su parte, China ha criticado los contactos entre EEUU y Taiwán y ha pedido al presidente estadounidense, Donald Trump, que cese cualquier compromiso diplomático con la isla, la cual sigue considerándola como una parte inseparable del territorio chino.

El viaje que ha iniciado esta semana la presidenta de Taiwán, Tsai Ing-wen, a Estados Unidos, en un viaje oficial, ha incrementado aún más el malestar de Pekín que coincide con la venta de armamento estadounidense a la isla.

Las declaraciones de la presidenta taiwanesa poco antes de partir rumbo a EEUU en el sentido de que la democracia debe ser defendida y que la isla afronta amenazas de «fuerzas extranjeras», es una referencia indirecta a China, que ha pedido a Washington que no permita a Tsai Ing-wen visitar Estados Unidos.

Tsai, que afrontará en enero su reelección, ha reclamado en varias ocasiones el apoyo internacional para defender la democracia de Taiwán ante las amenazas de China, que con las maniobras militares envía a la isla aeronaves y buques militares que la rodean con las protestas de las autoridades taiwanesas.

Taiwán sigue ocupando su importante espacio geopolítico-mediático en un mundo cada vez más global en el que EEUU y China pugnan por el liderazgo mundial y ahora que parece que en la península coreana se puede lograr una “paz definitiva”, que podría reducir tensiones militares, Taipéi y el mar de la China Meridional se pueden convertir en los nuevos focos de tensión.

Taiwán, a pesar de que sólo dispone de 23,5 millones de habitantes y 36.000 kilómetros cuadrados, no es un país pequeño a la merced de otros países, sino uno dotado de una fuerza económica y militar “formidable”, cuyas reservas de divisas con 457.190 millones de dólares a finales de marzo de 2018 y en 2017 es uno de los primeros países del mundo.

Santiago Castillo

Santiago Castillo

Periodista, escritor, director de AsiaNortheast.com y experto en la zona

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Usamos cookies para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si continuas navegando en esta web aceptas su uso. Más información

Usamos cookies para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si continuas navegando en esta web aceptas su uso.

Cerrar