El japonés Sakari Momoi, de 111 años, el ciudadano más viejo del mundo

Madrid. La organización Guinness World Record acaba de publicar que Sakari Momoi, de 111 años, de nacionalidad japonesa, nacido en 1903, cerca de Fukushima (centro de Japón), es el ciudadano más viejo del mundo.

El ciudadano japonés recibió este reconocimiento tras la muerte en junio pasado del polaco, residente en Nueva York, Alexander Imich, que le superaba en edad por sólo un día, según la propia organización. “Me gustaría vivir dos años más”, declaró Momoi tras recibir el documento acreditativo de su hazaña, sentado en una silla de ruedas.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Usamos cookies para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si continuas navegando en esta web aceptas su uso. Más información

Usamos cookies para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si continuas navegando en esta web aceptas su uso.

Cerrar