Corea del Norte lanza un nuevo misil y tensa aún más la zona

Mientras Corea del Sur, China y Japón se reúnen en Tokio para estrechar sus lazos trilaterales y liderar una política contra las provocaciones de Corea del Norte, de nuevo Pyongyang, ajeno a todo lo que ocurre fuera de sus fronteras y a las advertencias de la comunidad internacional, ha vuelto a lanzar su cuarto misil balístico desde un submarino, cuyo cohete voló unos 500 kilómetros y cayó en aguas de Japón.

Este nuevo lanzamiento, que, en opinión de los expertos, demuestra su progreso y desarrollo nuclear, es una clara respuesta a Corea del Sur y a Estados Unidos, que están desarrollando unas maniobras militares que movilizan a unos 80.000 efectivos de ambos ejércitos, que el régimen comunistas considera que son ensayos para invadir el país. La coincidencia de las maniobras militares y la reunión trilateral de Pekín, Seúl y Tokio tienen que ser motivos suficientes para que estos países y las conversaciones a seis bandas (Rusia, China, EEUU Japón y las dos Coreas), suspendidas desde 2008, encaminadas a detener el programa nuclear norcoreano, influyan para que Pyongyang desista de su programa y sólo, en especial, China y los otros países pueden conseguirlo, donde la retórica de unos y otros no sirve de nada.

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Usamos cookies para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si continuas navegando en esta web aceptas su uso. Más información

Usamos cookies para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si continuas navegando en esta web aceptas su uso.

Cerrar